Cómo saber si algo es de oro

El elemento químico de oro se representa en la Tabla Periódica de los Elementos como Au. El oro se encuentra en pepitas y depósitos en el suelo. El metal tiene una larga historia de uso como joyas y monedas y casi todos los países utilizan un estándar de oro para fijar el valor monetario de los precios de la moneda nacional en relación con el precio del oro. El valor del oro también puede significar el punto de referencia por el cual se miden las cosas. Debido a su alto valor, las personas deben tener la certeza de que obtienen lo que pagan cuando se trata de la compra de oro.

Cómo saber si algo es de oro

Instrucciones

Fíjate en el color de la pieza de joyería, la cuál sospechas que es oro para tener una pista sobre su composición. Muchas piezas de joyería hechas de oro son de un color amarillo, pero ten en cuenta que hay oro que es de color rosa o blanco, que se asemeja a la plata o platino. Además, aunque la joya se vea dorada o amarilla, no significa que esté hecha de oro macizo, muchas piezas llevan simplemente un baño de oro. Esto significa que se le pone una capa de oro sobre la parte superior de otro metal tal como el rodio, latón o plata. Las joyas bañadas en oro, por lo tanto, llevan menos oro que las joyas de oro macizo.

Comprueba la maleabilidad. Las joyas con un alto contenido de oro son suaves. Seguro que has visto en muchas películas como los actores muerden una moneda para saber si es de oro macizo. La gente aún lo continua haciendo, si muerdes o clavas un alfiler sobre una pieza de oro, éste debe quedar marcado.

Verifica la pureza del oro mediante la búsqueda de un sello que marque los quilates. El oro de 18 quilates tiene una pureza del 75 por ciento. El oro de 14 quilates está grabado con los dígitos 14K y tiene una pureza del 58,5 por ciento. El oro de 10K o 10 quilates tiene tan sólo un 41,7 por ciento de pureza, que es el nivel más bajo de pureza permitido en los Estados Unidos para un artículo que se diga que es de oro.

Lleva tus joyas de oro a un profesional que pueda utilizar ácidos y una piedra de prueba para determinar la composición exacta del oro.

Consejos y advertencias

Ten en cuenta que el valor de una moneda de oro fluctuará con los valores del oro sobre una base diaria. Puedes seguir los cambios en las materias primas de oro en el periódico u online.

Recuerda que el color por sí solo no indica si es o no el oro es real.

Usa un distribuidor de confianza en la compra o venta de oro.

Antes de comprar o vender oro, asegúrate de que conoces la pureza de tus joyas o monedas de oro y cuánto valen.

A continuación te vamos a explicar una prueba casera que puedes hacer y en la que sólo tardas unos segundos para determinar si tus joyas son de oro.

Para realizar la prueba casera necesitarás un imán, un trozo de vidrio y unas baldosas de porcelana sin esmaltar.

Instrucciones

El primer paso que debes dar es acercar el imán a la joya, si ésta se pega, no es oro. Es posible que esté bañada en oro, pero sin duda, lo que tiene dentro no lo es. Si no se queda pegada, tampoco significa que sea oro realmente, hay otros materiales que tampoco se sienten atraidos por el imán.

Cómo saber si algo es de oro auténtico

El segundo paso que debemos seguir es rascar el oro con un cristal. Utiliza uno que no sea de valor, ya que es posible rayarlo si el material de la joya no es oro. Una joya de oro nunca rayará el cristal, ya que se trata de un metal blando. Si tu joya no lo raya, no significa 100% que se trate de oro. Pero vamos por buen camino.

El tercer paso que debemos seguir es rascar el oro contra una pieza de gres porcelánico no esmaltado y mirar la marca que hace. Si la marca es de color gris o negro, no es oro puro. Si la marca es de color amarillo, es oro. Aunque todos los pasos que hemos hecho hayan dado positivo en oro, aún no podemos estar completamente seguros que sea oro.

Para asegurarnos más, debemos limar una pequeña sección del oro en un lugar poco visible utilizando una lima de metal fino. El oro puro, como ya hemos comentado, es un metal blando y por lo tanto, quedará marcado al ejercer poca presión sobre él. Si el corte hace que el oro se desprenda, significa que la joya está simplemente bañada. Si la joya no se marca, no es oro.

Con todas estas pruebas anteriores puedes estar casi seguro de que es oro. Si quieres estar completamente seguro deberás ponerte los guantes y las gafas de seguridad y realizar la última prueba que te dirá la verdad definitiva. Para hacer esta prueba final deberás comprar ácido clorhídrico en una ferretería. Coge un algodón y sumérgelo en el ácido y echa una gota de él sobre el oro. Escoge una parte poco visible. Si el oro comienza a deshacerse o a dañarse, no es oro puro. El oro puro no se daña por este ácido. Recuerda que es muy importante cubrirse la piel y los ojos para protegerse de este ácido.